lunes, 13 de octubre de 2008

Paul Valéry y los libros

Detalle de una pintura de Francisco de Zurbarán


"Un buen libro es ante todo una perfecta máquina de leer, cuyas condiciones son definibles con bastante exactitud por las leyes y métodos de la óptica fisiológica; y al mismo tiempo un objeto de arte, una cosa, pero con su personalidad, una que lleva las marcas de un pensamiento particular, que sugiere el noble propósito de un orden afortunado y voluntario."

"Si papel y tinta se adecúan, si la letra es bella de cuerpo, si la composición está cuidada, la justificación exquisitamente proporcionada, y la hoja bien tirada, el autor siente bajo un nuevo aspecto su lengua y su estilo."

"Es un juicio muy precioso y temible ser magníficamente impreso."

Paul Valéry, Las dos virtudes de un libro en Piezas sobre Arte (La Balsa de la Medusa, Visor)

Detalle de una pintura de Francisco de Zurbarán

"Nada lleva a la perfecta barbarie más indefectiblemente que una dedicación exclusiva al espíritu puro"

"He conocido ese fanatismo bien de cerca. Recuerdo un tiempo en que despreciaba en los libros todo lo que no fuese lectura. Me hubiesen bastado unos trapos con manchas de tipos desgastados. Me decía que un mal papel, unos caracteres gastados o una página descuidada, con tal que el texto mismo estuviese hecho para seducirle, debían contentar a un lector verdaderamente espiritual.

Paul Valéry, Libros en Piezas sobre Arte (La Balsa de la Medusa, Visor)